Da la sensación de que los puntos negros van saltando de un lugar a otro caoticamente.